El proceso de confluencia de la izquierda en Badalona

Imagen: Juan Pedro Flores González
Declaración de SR Badalona, publicada originalmente en "La Brecha", número de mayo de 2015.

Desde las páginas de La Brecha hemos ido siguiendo con detalle el proceso de confluencia local en Badalona de cara a las elecciones municipales del próximo mes de mayo. No sólo porque SR ha tenido una especial incidencia en él sino porque se puede considerar un ejemplo de lo que está pasando con los numerosos procesos de confluencia por todo el estado.


Para los marxistas revolucionarios, el plano electoral no es el más importante ya que la clave de sus intervenciones está en la calle, participando en las numerosas luchas, elevando la conciencia de la clase trabajadora y potenciando los movimientos sociales, obreros y políticos.

Pero todo proceso electoral es también una oportunidad magnífica para dar impulso a todas esas luchas, y la obtención de representación institucional debe ser utilizada precisamente para eso. Es ilusorio pensar que se va a poder transformar la sociedad únicamente teniendo el poder institucional. El sistema es una camisa de fuerza capitalista que limita todo cambio profundo gobierne quien gobierne. Eso no significa que no haya que utilizar todas las herramientas que el poder institucional nos pueda dar, sino que hay que tener en cuenta que es imposible una verdadera transformación social si ésta no parte del pueblo trabajador organizado que desafía al establishment y decide conscientemente tomar las riendas de su futuro político.

Es en el plano municipal en el que el movimiento se enfrenta por primera vez ante este reto, que al mismo tiempo lleva asociado el tema de la unidad de la izquierda. El principal escollo que se están encontrando los procesos de confluencia son las reticencias por parte de la izquierda tradicional a entrar en procesos desde abajo, ya que esto hace perder el control claramente a las burocracias. Las excusas han sido miles pero detrás de ellas simplemente está esto.

El esquema que han seguido muchos de estos procesos es el siguiente: por  un lado las capas de activistas más combativos que se han incorporado a las luchas en el último ciclo de movilizaciones, agrupadas en numerosos movimientos sociales y en Podemos; y por otro lado una izquierda tradicional, básicamente IU, controlada por sectores burocráticos y profundamente reformistas  que ven el tema de la confluencia como un asalto a su pequeña cuota de poder. Y normalmente, dentro de esta izquierda tradicional unos sectores críticos que apuestan por la apertura de la organización y que acaban jugando un doble rol. Luchan contra su propia dirección al mismo tiempo que van a contrapié en los procesos confluyentes que tienen lugar fuera de la organización. En esa situación, si los sectores críticos no consiguen imponerse a las direcciones burocráticas (como ha sido en la mayoría de casos), el militante de IU se ve sometido a una fuerte presión y finalmente tiene que acabar decidiendo entre dejar la militancia o ser expulsado.

En estas circunstancias, una verdadera confluencia desde la base se antoja realmente difícil y el conflicto constante en torno a la forma de la confluencia hace pasar a un segundo plano el debate programático, que es el realmente importante.

En la mayoría de lugares importantes no va a haber una única candidatura de izquierdas. Y Badalona no es una excepción. Finalmente, tras un tumultuoso proceso, habrá dos candidaturas de izquierdas a la alcaldía:

Por un lado, la reedición de la vieja coalición ICV-EUIA a la cual se ha añadido un pequeño sector disidente de Podemos (los perdedores de las primarias internas), y por otro la candidatura Guanyem Badalona en Comú, que incluye numerosos activistas independientes y cuenta con el apoyo de la CUP, Podemos, Procés Constituent y los sectores críticos de EUIA (perdedores de su lucha interna) e ICV.

Desde SR lamentamos que no haya sido posible una única candidatura de izquierdas a la alcaldía de la ciudad y condenamos las actitudes sectarias que se han lleva a cabo por numerosos actores, especialmente por parte de la dirección local y nacional de EUIA.

La candidatura Guanyem Badalona en Comú es la que ha conseguido agrupar a su alrededor a un mayor y más combativo grupo de activistas y la que supone un paso adelante importante para el movimiento. SR da apoyo a dicha candidatura y hace un llamamiento a participar activamente del proceso.

Convertir una candidatura de este tipo en un verdadero movimiento social y político armado con un programa realmente revolucionario basado en la movilización y la desobediencia civil es el próximo reto que la izquierda va a tener que afrontar.